miércoles, 26 de septiembre de 2012

La lleyenda de la llegada de la Virgen de la Candelaria a Nayarit



Cuentan que muy arriba del río Acaponeta antes había puras rancherías, pero que una vez que andaban unos misioneros por ahí resulta que se dio un milagro –anticipa el Sr. Hilario Pérez, un comerciante que vive en Acaponeta–. Resulta que estaba una mujer india con sus escuincles lavando sus trapos en el río cuando vio que estaba flotando un bule. Entonces ella mandó a uno de los chamacos a que le hablara a su papá y cuando llegó el indio con otros indios ellos sacaron el bule del agua y resulta que adentro estaba la imagen de la Virgen de la Candelaria que ahora veneran en el pueblo de ellos que se llama Huajicori.
Ése es un pueblito allá en la sierra, y los indios no sabían qué hacer con esa imagen, aunque sí se dieron cuenta de que se trataba de una aparición milagrosa, y entonces se acercaron a los misioneros y les preguntaron que qué era esa imagen. Los misioneros  aprovecharon la circunstancia para domar a los salvajes y fundaron el pueblo, levantaron un templo chico que después modernizaron para que fuera la parroquia y desde entonces le hacen fiesta a la Virgen de la Candelaria cada 2 de febrero.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario